23 junio 2006

Lea a Marco Aurelio, Clarice...

Una de mis escenas favoritas de "El silencio de los corderos " es cuando el Doctor está en la jaula y, después de cargarse a dos polis,(y comerse parte de ellos) escucha el aria de las variaciones Goldberg de Johan Sebastian Bach. Esta es la música.(Toca Glenn Gould)

2 comentarios:

Nagore dijo...

estupendo blog, un placer haber llegado aqui "navegando...", su barca señor caronte tiene un "equipaje" estupendo. gracias por hacerme pasar un buen rato leyendole. Nagore.

Caronte dijo...

Gracias por su comentario,nagore, confío en que su presencia aquí sea habitual a partir de ahora